Monopoly Meets Wacky Racers

¿Si nombro a la desarrolladora Blue Byte, que juegos suyos os vienen a la cabeza? Seguramente la mayoría habrá pensado en la saga que hizo famosa a esta empresa: The Settlers, con un planteamiento diferente a la estrategia convencional que surgiría unos años mas adelante, aunque a veces demasiado lento en su desarrollo; quizás, algunos mas avispados habrán pensado en una saga mas contemporánea como puede ser Anno 1404 (inserte chiste de anos aquí) y sus posteriores entregas; y quizás otros habréis pensado en algo mas complicado y menos conocido como ese RPG llamado Albion o la saga Battle Isle.

Sin embargo, de lo que no estoy tan seguro es de que hayáis pensado en el juego del que os voy a hablar en esta entrada, cuyo titulo ya da una pequeña pista. Si os interesa, todo tras el salto.

Como ya digo en el titulo de la entrada, este juego se inspira en esas dos producciones: Monopoly y Wacky Racers.

Del primero hay poco que decir, todos hemos jugado alguna a este archiconocido juego de mesa (y si no lo habeis hecho es que vuestros padres no os quieren). De aquí, podríamos coger la mezcla fundamental en la que se basa: dinero/propiedades. Con dinero compras propiedades y si te quedas en números rojos debes hipotecar o vender algunas de ellas. Una mezcla tan simple como efectiva y adictiva, que sacaba lo peor de nosotros en todo momento.

Por otro lado, tenemos a los Wacky Racers, que por si no os dice nada el nombre, en español se les conocía como “Los Autos Locos”. Una serie de animación sobre carreras delirantes con competidores ídem. De esta simpática serie podríamos coger la idea de las carreras para llegar al destino mientras se hacen cabronadas entre ellos. Ademas también nos tomamos la licencia de coger a Pierre Nodoyuna, el tramposo y antagonista de la serie.

Llegados a este punto, podéis llegar a pensar que todo esto no tiene mucho sentido. Al contrario, Blue Byte consiguió llevar a cabo un juego de mesa virtual tan adictivo como original. Si aun no sabeis de que os hablo, su nombre es Dr Drago’s Madcap Chase.

Con este variopinto nombre se nos presentaba un supuesto concurso en el que nuestro tablero sera toda Europa. Partiendo desde Londres, los participantes de dicho evento deberán recorrer el continente para llegar al destino que nos dirá el presentador. Y precisamente, esos destinos no son otros que las capitales europeas. Por lo tanto, cada vez que completemos un recorrido, se nos dara un suculento premio en metálico y se elegirá al azar el próximo destino. Así, hasta que se agoten todos los turnos que hayamos predispuesto para la partida. Cada turno es una meta y cada movimiento nuestro es un mes, así que imaginad lo largo que lo podíamos hacer.

Sin embargo, no creáis que esto se gana solo ganando mas carreras que nadie (aunque ayuda lo suyo), pues contaremos con unas cuantas variables tanto para la ayuda de nuestros objetivos, como para tocarnos la moral constantemente. Lo mas básico del titulo de Blue Byte, es que al emular un tablero de un juego de mesa, todo esta dividido en casillas por las que nos iremos movimiento tirando el dado, que en nuestro caso es una “slot machine”. Dichas casillas constan de una diversidad de colores que las diferencian, siendo las mas comunes las de color azul (ganas una pequeña/mediana cantidad de dinero) y las de color rojo (pierdes una mediana/gran cantidad de dinero).

¿Pero de que nos sirve el dinero en este juego? Muy sencillo, para comprar propiedades dentro de cada ciudad, respresentadas por casillas a cuadros (capitales) y grises (otras ciudades de Europa). Cada ciudad se subdivide en varias propiedades y si conseguimos comprar todas las de una misma ciudad obtendremos el típico monopolio que nos doblara nuestros ingresos. Pero al contrario que en Monopoly, no cobraremos por cada vez que nuestros rivales caigan en dichas ciudades, sino que por cada vez que nos movamos, nos sumaran los ingresos que producen todas las propiedades que tenemos en nuestro haber. Obviamente, cuanto mas caras, mas beneficio y obviamente también, las mas caras se suelen encontrar en las capitales.

Dicho así, parece que realmente lo que se dice arruinarnos, no nos vamos a arruinar pues nuestras únicas perdidas serian las casillas rojas. Nada mas lejos de la realidad, porque hay entran en juego dos elementos. El primero y menos importante son los desastres naturales, los cuales se pueden producir en cualquier parte del mapa y sus efectos pueden ser desde cortar una carretera (y buscar una  vía alternativa), a la destrucción de todas las propiedades de una ciudad que se vea afectada por un tornado o terremoto, perdiendo todo lo que tuviéramos en ellas y por ende un bajada mas o menos importante de nuestros ingresos. Esto aunque pueda parecer una tontería, a veces nos puede dejar con el culo al aire. Sin embargo, una vez jugadas algunas partidas te das cuenta de que zonas del mapa son mas propensas a ellos. Por ejemplo, en Islandia hay muchas erupciones de volcanes, o en el sudeste de Europa hay terremotos. Sabiendo esto, no es difícil evitarlos, aunque siempre nos pueden sorprender.

El otro elemento que hay que nombrar, es precisamente el que le da el nombre a este juego: el Dr. Drago. Este señor tan simpático, que no es otra cosa que una suerte de Pierre Nodoyuna (se le parece un montón el coche y un poco la cara), aparecerá a partir de que se alcance la primera meta. Su función es simple pero efectiva: joderle la vida al que se haya quedado a mas casillas de la meta. ¿Y como nos la jode? Pues de tres modos distintos, ya que aleatoriamente ira alternando sus tres vehículos/estados: cuando esta relajado va en bicicleta y por norma general general, cada turno nos quitara un poco de dinero; cuando su estado es normal ira en su coche, nos quitara mas dinero y de vez en cuando alguna carta (que explicare luego); por ultimo, cuando esta enfadado y monta su zeppelin que es cuando nos podemos dar por follados, pues no se cortara un pelo al quitar dinero, cartas e incluso nos venderá nuestras propiedades sin percibir ni un céntimo por la venta.

La verdad es que este personaje le da muchísimo juego al titulo, pues nunca desaparecerá y es relativamente fácil deshacerse de el. Basta con cruzarte con otro competidor para pasárselo a el, lo que hace que el juego gane muchos puntos de diversión y sera una constante rision. También podremos librarnos de el siempre que se termine otra carrera y no hayamos sido los últimos.

Por ultimo y para darle un toque mas hijoputesco o como querrais llamarlo, tenemos las cartas. Unas cartas que conseguiremos a partir de casillas amarillas (una carta al azar) y las moradas (tienda de cartas para comprar las que queramos). Existe una diversidad de ellas bastante grande, de todos los tipos efectos. ¿ Queréis putear a alguien llamando al cobrador del frac? Podéis. ¿Queréis quitarle propiedades a otro gratuitamente? También podéis. ¿Viajar en avión? Si. ¿Pasarle el Dr Drago a otro? Por supuesto. ¿Joderle el vehículo a otro? Eso y mucho mas. Es otro punto que le da mucha variedad al asunto, convirtiéndolo casi en una batalla campal.

Como veis la opciones de jugabilidad que nos ofrecen son bastante extensas, ¿pero que hay de los apartados técnicos? Pues he de reconocer que ha envejecido muy pero que muy bien. Cuenta con un apartado gráfico delicioso, tan sencillo como elegante y bonito gracias a su excelente diseño artístico; mientras el apartado sonoro no se queda nada atrás, una banda sonora simpática, graciosa y que encaja perfectamente con el tono del juego. No me quiero olvidar del doblaje ingles del presentador del concurso, que personalmente me encanta.

Es un titulo que me encantaría recomendaros a todos vosotros si sentís curiosidad. Es obvio que con compañeros gana muchísimo, pero incluso jugando con la IA es divertisimo. Eso ayuda a que no sea una tramposa de mierda solo suele ocurrir con este tipo de juegos. Y se que esto ultimo no va a suceder, pero me encantaría ver una versión para dispositivos móviles, que creo que quedaría cojonuda gracias a su velocidad de juego y a poder guardar cuando queramos.

Dicho esto, que empiece la competición, OFF YOU GO!

Anuncios

Publicado el 25/11/2011 en Videojuegos. Añade a favoritos el enlace permanente. 4 comentarios.

  1. Este juego se merece un remake, y de los grandes. Joyas como estas no deberían caer en el olvido 😉

  2. Cagonlaputa… que es esto??? no lo conocía, primo… qué cosas… o__O??

  3. Lo quiero para Android, ya!! 😀

  4. Este juego es una puta locura JAJAJAJA. Lo descubrí gracias a una demo de la Micromanía… y a ún siendo una demo nos picabamos. Aós a me lo descargue como abandonware y aunque le faltaban detalles (cambiaba el escenario según la estación) era la leche.

    Lo mejor y lo peor del juego era que aunque fueses multimillonario en un par de turnos podías perderlo todo (un desastre en una ciudad donde tienes uimportantes propiedades + no poder quitarte de encima al dichoso doctor + caer en casillas rojas o cualquiera que no sea azul = ¡PERO SI IBA EL PRIMERO HIJOS DE…!)

    Un juegazo!!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: